Té Hoasca, más que inofensivo, benéfico

José Roberto Campos de Souza*

| 14 marzo 2017

Joven comulgando el Té Hoasca en Sesión de la Unión del Vegetal – 2015, Núcleo Estrela Matutina (Brasilia – DF) | Foto: Isaac Amorim.

La expansión y la consecuente visibilidad del Té Hoasca (Ayahuasca, en el medio académico, y Vegetal, en la UDV) suscitó, en muchos momentos, la crítica (sin fundamento) de que su uso sería potencialmente arriesgado o nocivo para la salud. La primera crítica en la prensa se publicó en la década de los 70, en el diario Alto Madeira (Porto Velho- RO), en el que un psiquiatra formulaba consideraciones afirmativas de daños potenciales a la salud de sus usuarios (de nuevo, sin fundamento).

Se resalta el aspecto positivo de tales ponderaciones, que hicieron que el Centro Espírita Beneficente Unión del Vegetal se mostrara al público, no sólo refutando tales alegaciones a partir de sus observaciones empíricas, sino también abriendo sus puertas a las investigaciones y evaluaciones, en la serena certeza de los ya observados beneficios en sus asociados.

Efectos benéficos del uso regular

Algunos marcos de esa trayectoria merecen ser destacados, al ejemplo del Proyecto Hoasca, un extenso y exhaustivo trabajo realizado en la década de los 90. Oficialmente denominado “Farmacología Humana de la Hoasca”, el proyecto involucró nueve entidades, entre universidades de Brasil, Europa y Estados Unidos, con apoyo logístico del Centro y apertura investigativa sin restricciones, actitud que impresionó a los investigadores por su carácter inédito en el mundo académico. Esta evaluación, que abordó los aspectos clínicos y psiquiátricos de los usuarios del Té, después de la determinación de sus principios activos y mecanismos bioquímicos de actuación, trajo la comprobación de lo que ya sabíamos: el Té es inofensivo para la salud. Pero, más que eso, la investigación trajo claros indicativos de potenciales efectos benéficos de su uso regular.

Ya, en aquel momento, la investigación “Farmacología Humana de la Hoasca” indicó algunos beneficios del uso ritual del Té Hoasca, como un reequilibrio de la condición mental-emocional de sus usuarios -los socios de la UDV-, así como la recuperación de usuarios del tabaquismo, alcoholismo y otras drogas. Además, la investigación mostró que los socios del Centro eran comparativamente más equilibrados emocional y afectivamente que los no socios del grupo control, que nunca habían bebido el Té. Esta investigación, hasta hoy la mejor referencia para el mundo académico sobre el uso del Vegetal, abrió un abanico de posibilidades para un posible potencial “terapéutico”, por las increíbles transformaciones observadas en la vida de los socios que participaron del estudio.

Universidad de California

A finales de la década de los 90, resurgió el cuestionamiento acerca de posibles efectos perjudiciales del Té Hoasca, cuando fue utilizado por niños y jóvenes, por estar en fase de desarrollo. Una vez más, el Centro tomó la iniciativa de incentivar una investigación con individuos de ese grupo de edad que frecuentan regularmente las sesiones, comparándolos con un grupo semejante de jóvenes que nunca habían comulgado el Té. La Universidad de California y la Universidad Federal de São Paulo (Unifesp) fueron las que se movilizaron en el sentido de hacer el Protocolo de Investigación, así como la recolección, análisis y publicación de los resultados. Esa investigación evaluó cuestiones de memoria y concentración, uso de alcohol u otras drogas, aspectos comportamentales, etc. Una vez más, se confirma la inocuidad del Té, también para ese subgrupo poblacional y, nuevamente, surgen indicativos de potenciales efectos benéficos de su uso ritual.

Lea más: “Adolescentes participan de investigación sobre el Té Hoasca.

Los adolescentes participan en la investigación sobre el Té Hoasca | DMC / Sede General.

Hoasca na Adolescência

De este trabajo, vale resaltar algunos fragmentos de sus conclusiones:

“Los datos cualitativos muestran que los adolescentes de la Unión del Vegetal parecen ser saludables, pensativos, humanitarios y vinculados a sus familias y pares religiosos.

“Los adolescentes que usan la ayahuasca en un ambiente controlado eran en gran parte comparables al grupo de control, excepto por una proporción considerablemente menor de usuarios de alcohol. La afiliación religiosa parece haber desempeñado un papel decisivo como un factor moderador para el uso del alcohol. (“el subrayado es nuestro”).

“Se observó que, comparado con los controles, fueron encontradas frecuencias considerablemente menores en los niveles de ansiedad, de disturbios dismórficos (preocupación intensa con la apariencia) y de problemas de concentración, detectados entre adolescentes usuarios de la ayahuasca a pesar de los perfiles psicopatológicos similares revelados en el estudio de ambos grupos. Las bajas frecuencias de los síntomas psiquiátricos detectados entre los adolescentes que consumen la ayahuasca, dentro de un contexto religioso, pueden reflejar la influencia positiva de su afiliación religiosa”.

Efecto antidepresivo del Té Hoasca

En los últimos años, hubo un incremento considerable en el interés de la comunidad académica por el Té y sus efectos, con múltiples investigaciones realizadas en todo el mundo, cuyos resultados corroboran nuestras observaciones empíricas y, también, la palabra de nuestro Guía, el fundador de la UDV, Mestre Gabriel. La investigación reciente realizada por científicos de la Universidad de São Paulo (USP) evidenció el claro efecto antidepresivo del Té. Este trabajo, anunciado por la respetada Revista Nature, vino a confirmar lo que ya sabíamos:

Los resultados mostraron que hubo una mejora en todos los participantes, independientemente del grado de depresión que presentaban. De acuerdo con uno de los cuestionarios, al día siguiente del experimento, hubo una reducción del 62% en los síntomas. Una semana después, el efecto continuaba ampliándose, llegando al 72%. Según otro cuestionario, tres semanas después de la ingestión de la dosis, la disminución de síntomas como tristeza, dificultades de concentración, fantasías suicidas y pensamiento negativo había llegado al 82% (Nature | doi: 10.1038 / nature.2015.17252).

Potenciación de la producción de células nerviosas

Otra investigación, realizada en la Universidad Federal de Río de Janeiro (UFRJ), mostró que el uso del Té potencia la producción de nuevas células nerviosas, así como un incremento en la formación de las dendritas – – los dedos- -, que permiten la comunicación entre las células, formando una “red” de comunicación que permite la mejora de las funciones cerebrales. Cuanto mayor sea el número de células interconectadas, mejor el rendimiento, incluso en el aprendizaje de nuevas habilidades. Esta capacidad, aliada al mecanismo de acción de uno de los componentes del Té, que actúa como un neurotransmisor, promoviendo la “conexión” entre las células nerviosas, le confiere una característica poco frecuente de ser una sustancia “psicointegradora”, es decir, facilitadora del desarrollo del potencial humano, en el sentido del bien.

 El interés por esta vertiente surgió a partir de la observación de los resultados de la investigación citada anteriormente. La observación del efecto antidepresivo del Té Hoasca trajo la indagación del porqué de ese fenómeno, para saber si sería un efecto transitorio de alguna sustancia presente allí, o -como se sugiere- de cambios estructurales desencadenados por su uso.

Algunas de nuestras observaciones empíricas todavía carecen de comprobación metodológica. Una de ellas es la baja – casi inexistente – ocurrencia de déficit cognitivo, o Alzheimer, entre nuestros ancianos. Estas observaciones mantienen nuestras puertas abiertas al investigador serio y comprometido con la verdad y la ética en la investigación.

El hecho es que, desde que la Unión del Vegetal tomó la iniciativa de abrir sus puertas a la comunidad científica, la ciencia académica viene confirmando lo que la ciencia espiritual siempre mostró: el Té es un facilitador del objetivo establecido por el Mestre Gabriel, “trabajar por la evolución del ser humano, en el sentido de su desarrollo espiritual”.

* Integrante del Cuadro de Mestres del Núcleo Luz de María (Campo Grande -MS) y director del Departamento Médico y Científico (DEMEC) de la Dirección General del Centro Espírita Beneficente Unión del Vegetal.

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *